Escribanos

Cuidados de un bonsái para principiantes

¿Qué es un árbol bonsai?

Un bonsái es un árbol en miniatura que se planta dentro de una bandeja bonsái. De hecho, el término «bonsái» significa literalmente «naturaleza en bandeja» en japonés.

Bonsái se refiere al arte de cultivar pequeños árboles y es una parte integral de la cultura japonesa que se remonta a principios del siglo XIV. Disfrutado solo por los aristócratas más ricos y los miembros de alto rango de la sociedad japonesa, el bonsái es ahora una forma de arte que disfrutan personas de todo el mundo.

Cuidado del bonsái

Cuidar un bonsái puede parecer intimidante al principio. Aquí hay algunos consejos para mostrarle cómo cuidar un árbol bonsái con facilidad. También creamos una guía práctica con consejos rápidos para una fácil referencia.

Ubicación del bonsái

Cómo cuidar un bonsái - Bekia Hogar

Para determinar el mejor lugar para su bonsái; necesitas saber que tipo de árbol es y si es una planta de interior o exterior.

Los tipos más comunes de bonsái, como el enebro, el pino y el abeto, son plantas de exterior y deben exponerse a las estaciones como sus contrapartes más grandes. Los bonsáis al aire libre también incluyen árboles de hoja caduca, lo que significa que sus hojas cambian con las estaciones. Estos incluyen arce, olmos, etc.

Los bonsáis de interior son especies típicamente subtropicales que prosperan gracias a temperaturas estables durante todo el año. Estos incluyen plantas de jade, árboles ficus, etc.

Bonsáis de interior y sus normas específicas de cuidado - Bonsai Empire

Una vez que hayas descubierto qué tipo de bonsái tienes, el resto es bastante simple. 

A continuación se ofrecen algunos consejos generales sobre el posicionamiento de los bonsáis.

  • Ubicación: Su bonsái debe mantenerse alejado del calor directo o corrientes de aire.
  • Iluminación: Mantenga su bonsái en un área con mucha luz solar.
  • Humedad: El bonsái necesita la suficiente agua en el suelo para poder crecer bien.

Riego del bonsái

Cómo regar un bonsái? | Planeta Huerto

La principal causa de la mayoría de las muertes de bonsáis es el riego insuficiente. Debido a que la capa de suelo es tan poco profunda, es propensa a secarse muy rápidamente. Los árboles bonsái deben regarse justo cuando la capa superior del suelo parece seca. Dependiendo del tipo y tamaño de su árbol, así como del tipo de suelo que utilice, la frecuencia de riego puede variar e incluso puede ser una vez al día; por ello, es mejor regar cada una de sus bonsáis individualmente, en lugar de seguir una rutina.

Al regar su bonsái, el objetivo principal es saturar completamente el sistema de raíces con agua. Asegurando una saturación adecuada, riegue hasta que el agua salga por los orificios de drenaje.

El riego excesivo también puede ser perjudicial para su bonsái. Los síntomas de un bonsái con exceso de agua incluyen: coloración amarillenta de las hojas y el marchitamiento de las ramas más pequeñas. Si un bonsái se riega en exceso, sus raíces se ahogan en agua y se ven privadas de oxígeno, lo que impide un mayor crecimiento para sostener el árbol. El riego excesivo también puede deberse a un suelo con mal drenaje.

Para asegurarse de que está regando su bonsái correctamente, deberá evaluarlo a diario. La regla general es regar tan pronto como el suelo parezca seco.

Podar y dar forma a su bonsái

COMO SELLAR HERIDAS DE PODA EN UN BONSAI | Bonsai, Como podar un bonsai, Maceta bonsai

La poda es fundamental para mantener pequeños los bonsáis y mantener su forma compacta. Existen dos tipos principales de poda; de mantenimiento y estructural.

La poda de mantenimiento fortalece el árbol estimulando un nuevo crecimiento. Al cortar los brotes jóvenes y las hojas, expone las hojas de abajo al aire y la luz solar; fortaleciendo aún más el árbol y beneficia su salud en general.

Las áreas que requieren poda de mantenimiento incluyen las ramas, brotes y hojas. La poda de ramas fomenta el crecimiento de ramas más pequeñas y le permite controlar la forma de su árbol. Podar las yemas terminales de las ramas produce un crecimiento de hojas más compacto que favorece el crecimiento de hojas más pequeñas.

Por lo general, debe podar su bonsái cuando vea un nuevo crecimiento que comienza a cambiar la forma de su árbol de una manera no deseada. Para los bonsáis en flor, la poda debe realizarse durante la primavera para estimular el crecimiento de más flores.

La poda estructural es una técnica más avanzada que solo debe realizarse cuando el árbol está inactivo. Implica la eliminación de las ramas estructurales primarias del árbol y requiere las habilidades de un profesional para garantizar que el árbol se pueda recuperar.

Otra manera de dar forma adecuada a su bonsái es alambrar sus ramas. Puede controlar la forma y el patrón de crecimiento de ciertas ramas envolviendo un alambre delgado alrededor de ellas. El alambrado se realiza mejor durante el invierno, cuando las hojas del bonsái se han caído. Asegúrese de vigilar el crecimiento de la rama y retire el alambre cuando sea necesario. Si la rama crece demasiado rápido, puede crecer en el alambre y causar cicatrices.

Sustrato ideal para el bonsái

Riego del Bonsái, cómo regar sus árboles - Bonsai Empire

La clave para elegir el suelo adecuado para su bonsái es elegir uno que ofrezca un drenaje adecuado. Agregue partículas grandes a su mezcla de suelo, como roca volcánica o piedras, para mejorar el drenaje e introducir aire en el suelo. La mezcla de suelo ideal también debe poder retener agua, lo que se puede mejorar agregando arcilla.

Fertilizar su bonsái asegura que reciba la cantidad adecuada de nutrientes que necesita para mantenerse saludable. Un fertilizante de bonsái equilibrado debe contener partes iguales de nitrógeno, fósforo y potasio; previo a la fertilización, debe regar bien su árbol, por ser dañino fertilizar la planta en suelo seco; además de leer bien las instrucciones del fertilizante evitando los excesos.

Trasplante del bonsái

Trasplante del Bonsái, cómo trasplantar su árbol - Bonsai Empire

El trasplante es importante para mantener la salud de su bonsái; eliminando el exceso de raíces que pueden hacer que el árbol muera de hambre o que no reciba suficientes nutrientes para su tamaño; además asegura que su árbol pueda continuar prosperando dentro de una maceta pequeña. Los árboles bonsái deben trasplantarse una vez cada dos a cinco años, dependiendo de la rapidez con la que crezcan.

Estos son los pasos básicos para trasplantar su bonsái:

  1. Retire con cuidado el árbol de su maceta.
  2. Con unas tijeras afiladas, recorte la capa exterior de raíces.
  3. Inspeccione la masa de raíces en busca de áreas de podredumbre y recorte según sea necesario. 
  4. Estas áreas pueden indicar dónde el bonsái no está obteniendo suficiente drenaje.
  5. Limpiar la maceta y eliminar las manchas marrones o verdes.
  6. Coloque una malla plástica sobre los orificios de drenaje para evitar que la tierra se caiga.
  7. Cubra el fondo de la maceta con sustrato preparado y coloque el árbol encima.
  8. Llene los agujeros y huecos restantes donde solía existir la raíz con tierra.

Cuidado del árbol bonsái: una guía rápida

Los bonsáis; no solo son una planta; son una forma de vida que requieren cuidado y mantenimiento regulares.

 ¡Solo sigue nuestros consejos sobre cómo cuidar un árbol bonsái y pronto estarás en camino de convertirte en un verdadero profesional del bonsái!

Para ayudarle a recordar los elementos esenciales del cuidado del bonsái, creamos una práctica guía de referencia a continuación con consejos rápidos para cada etapa.

2 comentarios de “Cuidados de un bonsái para principiantes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *